maternidad en los 70, por manyatico

#papalla ha decidido poco a poco tomar el blog y desvelar secretos de familia, así hoy en el blog, por qué soy procrastinadora o la maternidad en los 70 vista desde el punto de vista de un padre.

No vamos a negar lo evidente: muchos de los que leemos los blogs somos unos cotillas aunque no queramos reconocerlo -por eso triunfa instagram-. Porqué vamos  a ver ,¿quién no ha pensado alguna vez cómo será de maravillosa #trendyguay o #chulistyle estará operada? .

Pues eso, aceptemos lo evidente y partiendo de esa base paso a la chicha, a lo verdaderamente importante de este post. 
Como yo soy un cotilla confeso creo que debo “desnudarme” un poco hoy ante vosotros ,y máxime ahora que ¡¡¡¡he tenido un primer troll y por tanto ya reúno todos los requisitos para poder llamarme blogger y ser una estrella!!!!
Baballa como buena procastinadora hasta lo de nacer lo dejó para última hora y cuando mamalla se cansó de tenerla dentro (ya iba por 10 meses) ,-esto no es otra de mis falsas historias que diría mi troll particular-, habló con su médico y decidieron que ya,con lo cual la ingresaron le llenaron la boca de pitocín para que dilatase a conciencia, pero la niñita se resistió y sólo al día siguiente (esta vez con el medicamento a litros directamente en vena)  nació nuestra primera hija con el nada desdeñable peso de 4,300.

 fotos: Caroline Tran

Ya os imagináis lo guapa que nos pareció, los millones de fotos que se le hicieron pese a las advertencias de un buen amigo de que  los primeros días la inmensa mayoría de los bebés son horrorosos, y hasta ahí las alegrías ….

Pronto nos dimos cuenta de que la canastilla estaba desfasada :la manía de mamalla de que los recienes debían llevar chaquetitas raquíticas para que se le vieran lo hermosos y gorditos que tenían los bracitos ,y por tanto, todo lo tejido por abuelas,cuñadas y amigas respondía a esas pautas, ocasionó una primera fase de carencia que rápidamente fue solventada con los presentes de amigos y visitas.

Pero lo peor estaba por llegar (primer cotilleo jugoso…).Mamalla influenciada por las corrientes de la época quiso darle bibe y así se lo dijo a todo el mundo, pero se le olvidó comentárselo a los más directamente implicados:sus pechos.

Ella de natural ya bien dotada  comenzó a ver como sus senos adquirían vida propia y crecían y crecían y se reían de la inyección paraquenolesubieselaleche.

Los dolores según la mencionada madre eran peor que los del parto, los pechos ya llegaban casi a la columna vertebral después de dar la vuelta a todo el torso, los brazos tenían que estar casi en cruz para evitar el mínimo roce y en eso apareció Sor Lechera (no recuerdo su nombre verdadero pero este le viene  al pelo) y talquehacenlasmonjitas decidió que aquello sólo tenía una solución: vendarla cual momia con miles de vueltas de venda para luchar contra la tendencia expansiva de la naturaleza.

Santo remedio, poco a poco las  cosas adquirieron un tamaño relativamente normal,los dolores  cesaron y baballa feliz  con sus bibes que  devoraba con fruición.
Otro día seguiré hablando de su infancia, pero quiero aclarar algunos puntos que explican la situación vivida.

Las mamás antes tenían 24 años… con lo cual la placenta aguantaba sin envejecer mucho mas que ahora, las cesáreas eran el último recurso y mamalla no era Shakira  con lo cual no tenía que estar mona para  seguir moviendo cintura en sus conciertos. Por eso aguantó y el obstetra, magnífico profesional y un segundo padre para mi (de hecho yo fuí el segundo o tercero de los niños de los miles que  a lo largo de su vida trajo al mundo)se portó como un jabato.

El tema de la leche materna, y os lo dice un defensor a ultranza de la misma, en aquellos tiempos había cedido predicamento a los bibes de leche en polvo por el peso de las multinacionales del sector: mamalla creo que pelín arrepentida ayudó a que baballa enmendase su forma de actuar.

12 comentarios en “maternidad en los 70, por manyatico

  1. Qué historia!! pero todo salió bien! y te criaste como una jabatita! Como dice mi madre: “Hay que ver la de tonterías que ahora os dicen los pediatras y demás” “Antes os criábamos sin nadita y mira que lindas estáis” (somos 3 hermanas) jajaja

    WomanToSantiago

  2. Qué maravilla!! Cuánto agradecería yo que mi papi hablara así, con tanta ternura y desparpajo, de cómo vine al mundo. Cada día descubro que sois personas más y más maravillosas y fascinantes de conocer, porque, eso es así, tengo que reconocer que al fin y al cabo, yo también soy un poco cotilla : ). Feliz fin de semana!!
    Ro Rincón

  3. Pobre Mamalla, me siento muy identificada con ella porque yo también lo pasé fatal vendandome el pecho. Asi que Lucía es diez mesina, y ahora el día que sales de cuentas si no te pones de parto te lo provocan. Bonita historia. Besos.

  4. Q relato mas dulce, me ha encantado Manyatico, creo q eres un gran padrazo y un abuelo supermolon!! Lucía solo dire q ahora veo el grandísimo parecido con Bosco sois 2 gotas d agua!!
    Besitos para la baba-family al completo, viva el buen rollo q transmitis!!! Por cierto tu madre de 10 me encantaron vuestras fotos, tomas falsas incluidas, fueron d las mejores!!

  5. me parto y me troncho con mamalla y papalla, creo que son los mejores posts que he leído. no me quiero imaginar una reunión de familia en tu casa. un abrazo para manyatico!!

  6. y yo me había perdido este post! 🙁 es que se mi bandeja de entrada está a tope!!!! suerte que lo he visto, porque perderme una entrada así no puede ser!!!
    Genial manyatico, como siempre!!! Pero la descripción de los pechos llenos de leche y el dolor que ello causa… ha sido tan real…..demasiado para mí!!!! jajajajaja 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *