conversaciones de salón: mi hijo distingue un color más

Hacía mucho que no os hablaba de las conversaciones de salón, (ahora son más íntimas y no quiero que me puedan echar en cara cosas cuando crezcan) pero ayer fue una de las épicas… porque mi hijo es chico y distingue más de 16 colores siiiiiiiii

(creo que en general los hijos de bloggers distinguen más de 16 colores es defecto del animal)

La cuestión es que nos vamos de vacaciones y les fui a comprar el típico calzado que creo que será comodísimo para andar, así que fui a por estas zapatillas:

zapatillas_newfeel_decathlon

Son las típicas blanditas de Decatlhon. Sabéis que los llevo siempre iguales, ese día en concreto iban de azul maríno enteros así que obviamente las de la derecha eran perfectas, y además siendo el color preferido de su madre las querrían seguro ¡ja! (lo ilusas que podemos llegar a ser a veces).

Bosco se fue directas a las de Brasil, no Bosco, esas no me gustan, erre que si que yo quiero las de brasil que molan mucho, anda por fa que a mami le gustan las azules mira que guapo esta Lino, NO, las verdes ¡¡y dale molino!!

Pero si son verde Maruja hijo son como de niña, NO! estás.

Así que nos vinimos con las marujas y las azules.

Ayer cuando estábamos decorando el diario de viaje, le pregunté a cada uno cual era su color favorito (como cambian cada día nunca lo tengo claro)

Azul, dijo Lino

Verde, dijo Bosco, ¿cuál de estos dos? este mamá, el GRANUJA no lo quiero.

muaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa creí morir, granuja, ¿cómo que granuja? si me lo dijiste tu ayer que se llama así ese color.

muaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

No hijo, se llama VERDE MARUJA no GRANUJA.

Si es que…. nos queda mucho trabajo por hacer con este chiquillo, el subconsciente está claro que le traicionó.

4 comentarios en “conversaciones de salón: mi hijo distingue un color más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *