Chanel nº 5

Mañana martes la Academia del Perfume entrega sus premios, por lo que he decidido dedicar esta semana a hablar de dos perfumes emblemáticos. Hoy voy empezar con el perfume más vendido del mundo, y que hoy, casi 100 años después de su creación, sigue más de moda que nunca.

En 1921, Ernest Beaux, creador de perfumes para los zares, diseñaba para Mademoiselle Coco Chanel una fragancia muy especial. Buscaban “un perfume de mujer que oliera a mujer”. Chanel lo llamó N°5 pues huía de los cursis nombres que se daban en la época a los perfumes, y porque fue el quinto perfume que Beaux le presentó.

“Chez Chanel” se reinventan enfrascándose en un proyecto que es todo un regalo para sus fans. En su nueva web: Inside Chanel, pretenden contar mediante una cronología la historia de la marca y de su fundadora y “hacerla accesible”. El portal “es otra forma de marcar nuestra diferencia, reafirmando nuestros valores y la formación de mercados emergentes, lo que permite descubrir un mundo al que hasta ahora se tenía poco o ningún acceso. Hemos sido siempre una marca innovadora y eso es lo que queríamos transmitir.”

La página, como no, tiene un apartado especial para el famoso Chanel Nº 5. en el que se puede ver el video  Chanel nº 5: Por Primera Vez, donde se comenta que fue el primer perfume que combinó fragancias diferentes (un total de 80) y se hace mención a las celebridades que han prestado su imagen para representarlo.

Y después de Por Primera Vez, Chanel nos regala otra joya: imágenes inéditas de la relación íntima que se forjó entre este perfume y Marilyn Monroe. No fue Chanel quien escogió a Marilyn, fue la estrella la que se enamoró del perfume y confesó que sólo dormía con unas gotas de Chanel nº 5, convirtiéndose en su más bella embajadora. Esta anécdota la recogió en 1952 Life Magazine, pero nadie supo decir en que momento exacto la actriz pronunció esas palabras. Inside Chanel nos muestra un documento histórico de 1960: la grabación de una entrevista para Marie-Claire Francia donde Marilyn recuerda: “Me preguntaron, ¿qué lleva usted para dormir? ¿Un pijama? ” Entonces respondí: ¡Chanel n°5! ¡Por que es verdad! No iba a decir que desnuda…” Inside Chanel nos enseña también fotos jamás publicadas de Marilyn Monroe en 1953 desnuda en su cama, con un frasco de Chanel n°5 en su mesilla de noche.

 

Pero no acaba aquí la revolución del nº 5, después de Estelle Warren vestida de caperucita roja, Nicole Kidman huyendo por las calles de New York y Audrey Tautou viajando en un lujoso tren de noche, Chanel da un giro de 180 grados y le pasa el testigo a… ÉL! Durante 30 segundos aparece un Brad Pitt en blanco y negro, luciendo melenita y canosa perilla, con las manos en los bolsillos y recitándole a una mujer un poema escrito especialmente para la campaña. “No es un viaje. Los viajes terminan pero nosotros continuamos. El mundo gira y nosotros giramos con él. Los planes se desvanecen. Triunfan los sueños. Pero adondequiera que vaya, ahí estás tu. Mi suerte, mi destino. Mi fortuna. CHANEL Nº5. El eterno femenino, representado por primera vez por un hombre.

Creo que hay Chanel nº 5 para rato… y vosotras, ¿tenéis algún frasco del mítico perfume? ¿Os gusta la nueva campaña con Brad Pitt?
 
Un beso!
 
NGR

Un comentario en “Chanel nº 5

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *