Enemigo: El frío.

¡Ya es jueves! Casi hemos terminado la semana… y ¡¡¡qué semanita de frío!!!

Y precisamente para luchar contra este frío, devastador para nuestra piel pues la deshidrata y fragiliza, vamos a buscar cremas anti-frío o ‘cold-cream’.

Durante el invierno, nuestra piel sufre con la lluvia, la nieve, el viento y el sol que de vez en cuando se asoma con mucha fuerza y al que no estamos acostumbrados. Todo eso hace que se vuelva seca, tirante y con rojeces.

Las cremas utilizadas durante el verano dejan de ser efectivas durante el invierno pues se hace necesario una crema mucho más hidratante y nutritiva. Esto es muy importante ya que el frío reduce la producción de sebo en todo tipo de pieles, es decir, que incluso las pieles grasas deben, durante esta época del año, utilizar una crema muy nutritiva.

Con el frío, la piel reacciona para defenderse. Cuando la temperatura baja, se reseca y necesita de una crema más nutritiva que actúe como una barrera protectora eficaz. La piel, tanto si es normal como seca o grasa,  desarrolla reacciones ante el frío.

La crema rica Termo-Protectora de Phytomer, es untuosa, nutritiva y aporta protección y alivio intenso a las pieles secas y deshidratadas. Su fórmula exclusiva protege la superficie cutánea con una película aislante ultrafina que la preserva de las agresiones exteriores. Actúa como una segunda piel para permitir a la epidermis conservar una tasa de hidratación óptima.

La crema de día de Mario Badescu Hyaluronic Day Cream (25,85 €), es una crema nutritiva contra el frío, ideal para piel normal a seca. El ácido hialurónico guarda la hidratación de la piel impidiendo la deshidratación durante todo el día.  

Avène Cold Cream está especialmente diseñada para proteger de las agresiones externas a las pieles sensibles, secas o muy secas. Cuesta unos 8 €.

Uriage Bariederm aísla de las agresiones y repara la epidermis ya dañada, formando un verdadero escudo sobre la piel. Cuesta unos 12 €.

La famosa Eight Hour Cream de Elizabeth Arden es perfecta para combatir el frío, un auténtico producto todo terreno con una gama con la que además podrás proteger tus manos y tus labios (fundamental también!) con su crema de manos y su lip stick.

Crema Riche Désaltérante de Clarins (43,20 €) es una crema rica y nutritiva que crea un “microclima” protector que aísla las pieles del frío penetrante, la contaminación o los vientos devastadores. Calma la sensación de irritación y tirantez causadas por el frío dejando la piel suave y con un brillo incomparable.

Lo más vendido de la marca italiana Collistar es su crema facial de hidratación intensa. Esta crema tiene un componente que recrea el factor de hidratación natural de la piel y garantiza una hidratación continua e intensa. Protege de los agentes atmosféricos al hidratar y nutrir la piel con su colágeno vegetal y el alantoína. Se absorbe rápidamente. Se puede comprar en El Corte Inglés y cuesta unos 30 €.

Crema de caléndula de Weleda, (7,50 €) de textura untuosa, esta crema une las virtudes nutritivas y protectoras del aceite de almendra dulce y de la cera de abeja con las virtudes calmantes de la caléndula. Previene el desecamiento cutáneo y protege todo tipo de piel de las agresiones externas y las condiciones climáticas desfavorables como el frío o el viento. Los extractos de caléndula alivian y calman la piel seca, sensible o irritada.

Y sino… ahora que se acerca el fin de semana podemos directamente quedarnos en casita así:

 Jejejeje esta foto se la vi el otro día Paula Echevarría y me pareció muy graciosa.

Ánimo y como decían en ‘Canción triste de Hill Street’ (es que tengo buena memoria no que sea muy mayor ;-))

¡Tengan cuidado ahí fuera!

¡¡Un beso!!

NGR

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *