Codage Paris – Oh my cold & Suero Nº7

El mundo de la cosmética es increíblemente extenso y son millones las marcas que se disputan captar nuestra atención como usuarias. En mi caso reconozco que en un primer momento la estética e imagen de la marca pueden influir en el hecho de que decida prestar atención a su gama de productos o pasen desapercibidos. Codage Paris, la marca que hoy te presento, me atrajo en un primer momento por su estética cuidada, minimalista y porque son unos apasionados de la formulación con gran experiencia en la farmacia tradicional francesa.

Un producto con un envase cómodo, elegante y cuidado atrae a cualquiera pero no debemos olvidar que lo importante está en el interior. Una vez probé el producto se confirmaron mis sospechas. Esta marca de origen francés crea productos sin parabenos, aceites esenciales, ftalatos y no testa en animales, suena genial, ¿verdad?

codage-2

Mi primera incursión en Codage París tuvo lugar tras el verano, la marca francesa se incorporaba a mi rutina de tratamiento y yo no se lo puse nada fácil ya que mi piel estaba algo alterada. No sé si fue la exposición al sol, la vuelta a la rutina con el consecuente estrés o ambos factores juntos los que hicieron que mi piel se revelara con un brote de granitos pequeños y sequedad localizado principalmente en la barbilla. Si has sufrido algo parecido sabes lo complicado que resulta tratar los granitos porque los productos que los hacen disminuir y los secan  pueden resecar la piel con lo que el resultado puede ser catastrófico. Lo que más me preocupaba no eran los granitos en si sino la textura que había adquirido mi piel, no se veía lisa y uniforme sino que parecía tener relieve, especialmente cuando me maquillaba. Este relieve me molestaba especialmente porque no llegaba a ser un granito pero daba un aspecto de piel irregular e impura.

Iniciarse en una nueva marca nunca es sencillo por lo que yo recurrí al consejo de un experto que me diseñó mi rutina con dos productos, concretamente dos sueros que gracias a la potencia de sus activos y a su formulación me aseguró que me ayudarían a devolver el equilibro a mi piel. Como no tenía nada que perder les di un oportunidad.

codage

El primero de los sueros es Codage Oh my cold. En un primer momento me conquistó su original nombre, al igual que el de los otros tres sueros estacionales (Spring break, summer time y fall in love). Estos sueros son fórmulas que combinan distintos activos que actúan en sinergia para combatir los problemas propios de cada estación. El mío, Oh my cold la marca lo define como hidratante frío extremo.

Este suero se presenta en una pipeta dosificadora con un envase de cristal mate opaco. Su función principal es la de aliviar y proteger la piel agredida o debilitada por el frío. En invierno la piel tiene la complicada tarea de retener el agua en nuestra piel para que esta se sienta y se vea llenita y jugosa (que no grasa/brillante) y reforzarla para que pueda enfrentarse a las bajas temperaturas sin mostrar sensibilidad, irritación o incluso inflamación. Aunque yo comencé a utilizarlo antes de que incluso el otoño tocara a nuestra puerta la descripción del producto en la web y la del experto que me aconsejó me cautivaron.

Uno de los aspectos a destacar de esta marca es que en su web puedes encontrar todos los ingredientes de su INCI por lo que si hay algún componente que no toleres o simplemente si te gusta conocer las fórmulas de los productos antes de tirarte a la piscina, en su web encontrarás toda la información técnica.

La textura de Codage Oh my cold es atípica porque nada tiene que ver con una textura de base acuosa. Se trata de una loción de color blanco, algo más densa que un fluido habitual que sobre la piel se transforma en un agua. Quizá definiría la textura como algo a caballo entre un fluido hidratante y un suero acuoso. Esta textura tan curiosa hace que no nos pasemos en la aplicación porque Codage nos indica que debemos llenar el gotero y aplicar tres gotas. Llenar todo el gotero y aplicárselo puede resultar excesivo pero la textura lechosa y densa del producto hace que no nos pasemos con las cantidades. Tiene un agradable y ligero aroma.

Mi piel se bebe este suero casi instantáneamente. En cada aplicación siento cómo en apenas segundos no queda residuo sobre la piel, ¡es como si mi piel respirara tranquila y satisfecha tras esas tres gotitas mágicas! Tras él aplico mi hidratante habitual.

El precio del suero de 30 ml es de 89€ mientras que la versión de 10 ml sale por 37€.

codage-3

Otro de los sueros que el experto me recomendó es el suero nº 7, específico para calmar la piel y las rojeces. El suero nº 7 está especialmente diseñado para esas pieles ultra-sensibles cuyo nivel de tolerancia a los cosméticos es muy bajo y casi todos logran que se desencadene un proceso de enrojecimiento, picor y malestar general. Mi piel no es especialmente sensible pero en ese momento sí que notaba que estaba algo debilitada, como si el haberme tratado tanto los granitos hubiera hecho mella sobre la superficie del rostro y sobre todo de su textura, en ese momento irregular.

Al igual que el suero Oh my cold éste incluye ácido hialurónico que reduce la pérdida de humedad y agua de la piel pero esta fórmula actúa además sobre la síntesis del colágeno para así ocultar los vasos capilares ya presentes a la vez que reduce la creación de nuevos. La acción anti-inflamatoria y anti-bacteriana potencia la regeneración de la piel de la forma más rápida posible, sería algo así como un potenciador de la regeneración.

La textura de este suero nº 7 es similar a la de Oh my cold en cuanto a la densidad. Al contrario de lo que ocurre con Oh my cold, el suero nº 7 no lo aplico a diario sino que lo hago de forma puntual como tratamiento de choque en aquellos días que sospecho que mi piel puede reaccionar mal como cuando pruebo un producto de maquillaje nuevo o cuando sé que voy a pasar muchas horas en el exterior practicando alguna actividad. En esas ocasiones sustituyo el Oh my cold y aplico el suero nº 7 mañana y noche para así reforzar la eficacia. El suero nº 7 está además indicado para la irritación causada en el afeitado de los hombres y para las personas que sufren de rosácea, cuperosis o cualquier tipo de varicosidad en el rostro.

El precio del suero de 30 ml es de 89€ mientras que la versión de 10 ml sale por 37€.

codage-1

Te recomiendo visitar la web oficial de Codage París para ver la línea de producto que ofrecen y porqué no, para visitar su tienda online donde comprar sus productos.

Soy plenamente consciente de que este no es un post de rápida lectura pero necesitaba dedicar todas estas líneas a hablar de esta marca porque creo que bien merece que la pruebes. Como sabes son muchos los productos que pasan por las manos de Virginia y mías y te sorprendería ver cuantos no pasan nuestro examen. Tras 8 años escribiendo sobre belleza nosotras tenemos una cosa clara, jamás recomendaríamos algo en lo que no creyéramos porque entonces este espacio perdería totalmente su identidad, ¿no crees?

5 comentarios en “Codage Paris – Oh my cold & Suero Nº7

  1. Mi piel ya ha notado la llegada del frío sobre todo en la nariz donde quiere aparecer las “pielecillas”, y necesito texturas más hidratantes.
    No conocía la marca y leyendo vuestra descripción y opinión es una opción a tener en cuenta

  2. No conocía esta marca de cosmética pero me voy a pasar por la web oficial de Codage París para ver la línea de productos que ofrecen porque el suero nº07 tiene una pinta francamente muy interesante y aunque todavía no llevamos mucho frío continuado, mi piel ya lo ha notado. Me toca tomar medidas de cara a lo que está por venir y creo que este suero encaja bien para esos días o épocas puntuales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *