Proyecto 333

¡Cuántas cosas descubro gracias a vosotras! El día que me hablasteis sobre Proyecto 333 me quedé completamente alucinada. No tenía ni idea de su existencia y va tanto con la filosofía en la que ando ahora mismo que me pareció casi obligatorio compartirlo por aquí por si os descubría algo nuevo.

Proyecto 333 es un reto: Vivir 3 meses con 33 prendas O.o Dicen que el objetivo es, además de aprender a vivir con menos; “Conocerte a ti misma,  descubrir tu estilo,  liberarte de la dictadura de la fast fashion y liberar el tiempo que ya no tienes que gastar en escoger qué ponerte hoy.” Suena bien, ¿eh?

Yo soy bastante pragmática también con el tema ropa y cada no demasiado tiempo, hago limpiezas a fondo de mi armario así que, no acumulo demasiado pero la guía que proponen, me ha parecido lo más de lo más y os quiero dejar el esquema por si necesitáis ayuda a la hora de enfrentaros a la nueva estación. Esta guía, sirve tanto si te apetece sumarte al reto 333 como si simplemente quieres mejorar tu organización en cuanto a ropa se refiere. A mi me viene fenomenal justo ahora que me he propuesto vender en Chicfy todo lo que no uso o ya no me queda bien. Allá voy:

Guía rápida para optimizar tu armario de cara al otoño:

  1. Saca absolutamente todo de tu armario y ponlo encima de la cama.
  2. Coge cada prenda en tus manos y elige qué montón le corresponde:
    A – Prendas que te encantan y utilizas con frecuencia.
    B – Prendas que quieres mantener (pero no sabes bien porqué).
    C – Prendas que no te pones nada, no te están bien, no sabes porqué están ahí.
    D – Prendas que ya no están en buen estado.
  3. Lleva las prendas del montón D a la basura directamente, y con las que están en el grupo C, haz una de estas dos opciones: vende todo o dónalo.
  4. Guarda en una caja todo lo que hayas puesto en el montón B y si en estos tres meses no has echado de menos nada de lo que hay dentro, haz lo mismo que con el montón C :)Llegados a este punto tienes dos opciones, organizar bien todo lo que ha quedado en el montón A y empezar a sacarle partido, o hacerlo más divertido sumándote al reto 333. Yo aún no estoy segura de si hacerlo o no. Si tú lo tienes claro:
  5. Del montón A, escoge tus 33 prendas y guarda el resto, no lo volverás a ver hasta 3 meses después.

Os dejo su web, yo no les conozco de nada pero me ha parecido una idea muy divertida y didáctica: www.proyecto333.org por si queréis saber más.

¡Contadme! ¿Lo conocíais? ¿no? ¿qué os parece?

Allá va un popurrí de fotos con prendas que irían en cada uno de los montoncitos… 😀 ¡Feliz martes!

5 comentarios en “Proyecto 333

  1. No lo conocía, pero estoy dispuesta ano comprarme ropa salvo una americana de terciopelo de Mango…..con esto de la mudanza, y teniendo que recolocar la ropa , me he dado cuenta de la cantidad ingente de vaqueros que tengo….una burrada, de zapatos no te quiero ni contar….ahora cuando haga el cambio de armario, subiré más prendas a Chicfy, además poco a poco voy descubriendo mi estilo de ropa, y es bastante básico, un poco masculino diría yo pero con el toque femenino justo…..así ya se por donde empezar. =)

  2. Si yo es q tb estoy intentando lo de reducir plástico (zero waste) que es complicado en pueblo donde no hay granel pero bueno ya m hice mi desodorante mi pasta detergente limpiar con vinagre y bicarbonato y me pase a champú/gel sólido a cepillos bambú a la copa a los wrapp vamos poco a poco
    Y tb estoy con minimalismo en casa y. Ropa ya saque varias bolsas d ropa q done ya q aquí no funciona web d venta ropa
    Y aún así m queda seguro y es difícil lo d 33 además creo q no es necesario la cantidad sino la idea d no comprar más con lo q tenemos es suficiente y no agobiar x comprar comprar q a veces es pa acumular porque ni da tipo d ponérselo tanto
    Igual q en baño/cocina no hace falta tantas cosas
    Creo q vivir con menos no libera yo intento pero es difícil y cuesta pero poco a poco

  3. Yo lo conocía a través de un blog minimalista que se llama “vale de oro”. No lo he puesto en práctica pero me parece muy buena forma de ver que no se necesita tanto además que es una forma genial de tener el armario en orden. Quizá algún día me animo.
    Besos

  4. Hola! Cuando empecé a reducir en muchos aspectos de mi vida, a minimizar necesidades, el campo que más se me resistía era el de la ropa.. el fastfashion me creaba necesidades constantemente, hasta que descubrí este método, o el concepto de armario cápsula y ya llevo un año. Se lo recomiendo a todo el mundo y que cada uno lo adapte a sus necesidades, pero bajo dos premisas, que liberen su mente de compras durante los 3 meses de cada estación y que cuando compren alguna prenda, principalmente sea de moda sostenible y con valores. Yo insisto mucho que en el camino hacia el minimalismo y la sostenibilidad hay que ir bien guapa.

  5. Me parece muy interesante. Voy a hacer tu reto. Trabajo cara el público y tengo que vestirme cada día con una ripa diferente. Pero lo voy a intentar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *