Un safari con los niños

Viajes hay muchos… pero pocos pueden compararse a este. Después de viajar por medio mundo y de probar experiencias de todo tipo la conclusión es tajante: un safari con niños es una experiencia única. Pocas vacaciones en familia son tan apasionantes.

safari con niños

Solo el que ha vivido en primera persona la magia de buscar entre las sombras a animales salvajes sabe de lo que hablo.  Y si este es el “VIAJE” con mayúsculas para cualquier adulto, ¿os imagináis lo que puede suponer para vuestros hijos? Un sueño hecho realidad.

Todo lo que esperéis se queda corto. Porque pocas vacaciones en familia garantizan la emoción de un safari. En la sabana el león sigue siendo el rey y los turistas somos sólo meros espectadores de la vida salvaje, la naturaleza de verdad, tal cual, con sus reglas y sus leyes, donde el fuerte se come al débil… nada de zoológicos ni vallas.  Recorrer la sabana africana en todoterreno da otra visión del mundo.

viaje sudáfrica niños
safari africa elefante

Ir de safari es pura suerte. El parque natural pertenece a las fieras y no al hombre. Ver como se relacionan las jirafas con sus crías, como beben a escasos metros tuyos una manada de búfalos…  Es complicado sorprender a los niños de hoy, estamos de acuerdo. Pero este viaje les dejará boquiabiertos. No lo olvidarán. Ni ellos ni vosotros. Pero para convertir estas vacaciones en un éxito es imprescindible planificarlas con tiempo. En este viaje más que nunca. Porque África exige tener todo controlado para que a la vuelta tus hijos cuenten que esta gran aventura ha sido el viaje de su vida.

Os damos algunos consejos para tener todo preparado para estas vacaciones en familia:

  • VACUNACIÓN. Es importante elegir este destino con tiempo por el tema de la vacunación. En algunas zonas de África exigen vacunas que hay que poner un mes o dos antes de viajar al destino. Consultad el centro de vacunación de vuestra ciudad. Allí os darán las pautas a seguir y las vacunas necesarias dependiendo de la zona a la que vayáis.
  •  FOTOGRÁFO. Este destino garantiza volver a casa con un albúm de ensueño sin necesidad de ser un fotógrafo experto. El paisaje de África y la posibilidad de vivir de cerca las relaciones entre los animales os harán estar pegados al objetivo. Pero ¿qué os parece si esta vez convertimos a nuestros pequeños en fotógrafos? Seguro que le encantará y que luego mostrarán orgullosos sus retratos.  Además, sería una buena idea hacer un cuaderno de viaje donde apunten todas sus experiencias para poder recordarlo a la vuelta.
  • EN GLOBO POR LA SABANA. Al más puro estilo “memorias de África” pero esta vez en vez de avioneta le sumamos exotismo al plan: contemplaremos a los animales en globo. No es un plan barato, pero es uno de esas cosas que uno hace una vez en la vida y recuerda para siempre. ¿Os imagináis la cara de vuestros hijos viendo una manada de elefantes desde el aire?
  • PROTEGERSE DEL SOL Y DE LOS MOSQUITOS. Las dos cosas pueden ser muy peligrosas en África. Así que en la maleta imprescindible llevar un buen protector solar que le pondremos a menudo a los niños y un buen repelente. Si en la zona hay malaria es conveniente vestir prendas de manga larga y llevar también pulseras antimosquitos u otros artilugios. En las tiendas de ropa de aventura tipo Coronel Tapiocca tienen diversos artículos como un pequeño aparato que emite un zumbido antimosquitos con una frecuencia de 3 metros.
  • ACTIVIDADES PARA NIÑOS. En algunos campamentos y reservas privadas hay diferentes actividades específicas para niños por lo que la diversión se multiplica. Preguntad en el que hayáis elegido.

Lo confieso. Yo hice este viaje pero mi hija (por aquel entonces solo tenía una) se quedó con sus abuelos. Y allí, en la sabana, impresionados y emocionados por tanta experiencia trepidante, mi marido y yo juramos que el día que tengan edad volveremos a Africa con ellos.

viaje sudáfrica fotos safari

No vamos a negarlo: el destino es accesible a pocos bolsillos. Pero recorrer la selva al atardecer mientras en el horizonte descubres a una jirafa con sus crías es impagable. Parece un sueño pero es real.  Es África y os está esperando.

5 comentarios en “Un safari con los niños

  1. Las navidades pasadas tuve la suerte de poder pasar 3 semanas en Sudáfrica con mi pitufo de casi dos años….he viajado también por medio mundo, pero la experiencia de poder vivir un safari es increíble…mi hijo todavía era muy pequeño para darse cuenta realmente de todo, pero seguro que un día volveremos…no soy persona de ir dos veces al mismo lugar, siempre he dicho que cuando viajas hay que aprovechar al máximo lo que el tiempo y el dinero te dejen, luego a ir otro destino diferente, que hay demasiadas cosas por ver en este planeta…pero aquí es posible que haga una excepción…lo dicho, si puedes costearte un viaje así( son bastante caros) me parece una de las mejores experiencias para hacer con niños.

    1. Hola, me gustaría hacer un safari con mi marido y mi hijo de 4 años, pero me da miedo por el niño, Me gustaría que me dijeses el safari que hiciste, donde te hospedaste, la agencia de viajes, etc, Ya que he leído que también fuiste con tu hijo.
      Espero tu respuesta
      Gracias.

      Esther.

  2. Estoy totalmente de acuerdo en todo los que dices. Yo estuve con mi marido, antes de tener a nuestros tres hijos, y también prometimos que volveríamos con ellos. El paisaje te cautiva tanto y su gente es tan entrañable que no puedes dejar de hacer todo lo posible para volver. Es una de mis prioridades en cuanto a viajes para realizar en familia. Hay que compartir las experiencias y recordarlas con nuestros hijos, es algo que nadie nos podrá quitar y quedarán grabados en nuestra retina para siempre.
    Yo también animo a todas las familias a que practiquen el maravilloso «Arte de Viajar».

  3. Hola, en mi familia (con dos niñas de 14 y 11 años) también estamos pensando en realizar este año un safari africano. Nos gustaría recibir consejos sobre qué parques son imprescindibles visitar y, sobre todo, cuál es la mejor época del año. Bueno , respecto a la época, con niñas en edad escolar, no hay muchas alternativas por lo que habría que ajustarse al verano principalmente.
    Gracias de antemano a aquellos que nos puedan aconsejar.
    Un saludo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *