¿Qué colorete te favorece más?

Según tu tono de piel y pelo

A la hora de maquillarte, encontrar el tono de colorete perfecto para que tus mejillas tengan ese rubor natural es complicado. Por eso te damos unos trucos con los que, rápidamente, conseguirás saber cuál es el tono de blush que más te favorece. Para ello solo tienes que tener en cuenta dos directrices: el tono de tu piel y el color de tu pelo.

Según tu tono de piel

  • Clara o muy clara: Tu blush perfecto será en tonalidades frías y pálidas. Para un look de diario apuesta por un rosado, mientras que para un estilo más cañero puedes optar por un tono ciruela.
  • Tono medio: El colorete deberá ser de una intensidad intermedia. Los anaranjados te acompañarán en tu día a día, mientras que para una noche especial un color malva aportará profundidad a tus pómulos.
  • Subtono amarillo: Si tu piel es olivácea o cetrina, los tonos que mejor te funcionarán son los cálidos. Un melocotón o un rosa puro compensarán el color más apagado de tu piel, dando una sensación de rubor natural.
  • Oscura: Si tienes la piel oscura eres afortunada, ya que prácticamente todas las tonalidades te sientan de maravilla. Pero nuestra recomendación es que uses colores intensos, para que destaquen en tu piel. El frambuesa, el rojo o el naranja fuerte te sentarán estupendamente.

colorete según piel y pelo

 

Según tu color de pelo

Hay que tener en cuenta que el color de pelo tiene unos tonos que le favorecen más, mientras que el tono de piel tiene otros como ya hemos visto. Por lo que el colorete perfecto estará en un punto intermedio entre lo que ambas cosas digan.

  • Moreno: Un color de pelo tan fuerte merece unos tonos de colorete igual de fuertes, por lo que te recomendamos que utilices tonalidades naranjas y rosas intensas.
  • Castaño: Igual que antes decíamos que el “comodín” de los tonos de piel es el oscuro, en el caso del pelo es este. Pero si tuviéramos que decantarnos por un tipo de blush para este pelo sería un naranja muy suave.
  • Pelirrojo: En este caso hay que tener en cuenta si el color es natural o no, ya que en el primer caso es muy probable que tu piel tenga pecas. Si es así, ¡no las camufles! Las pequitas en el rostro son maravillosas y aportan una vida a tu cara que hará que no necesites usar colorete. Mientras que si no es natural, te recomendamos que utilices blush en tonos pálidos (como un rosa) para simular un rubor delicado y natural.
  • Rubio: Los tonos más favorecedores para las melenas rubias son, sin duda, los melocotón y rosa claro.

 

Una vez aprendido estos consejos, solo queda que elijas tu colorete perfecto. Atenta a nuestra selección, ¡seguro que encuentras el tuyo!