Osiris

Osiris

Le extiendo mi mano, me presento y cuando escucho su nombre digo:
¿-Osiris? Curioso… la primera persona que fotografié en Madrid se llamaba Osiris.
A lo cual ella responde “no conozco a nadie que se llame Osiris”. E insisto “estoy seguro de que su nombre era Osiris”. Me mira con cara de mucha atención, como si intentara alcanzarme a decenas de metros y pronuncia:
-¿Alfaiate? (“sastre” en portugués)
Sonrío (y con mi sonrisa le hago sonreír a ella también) y me doy cuenta que, después de todo, estábamos ambos tremendamente en lo cierto. Si se llamaba Osiris la chica que había sido la primera de muchas fotos en Madrid. Y también estaba en lo cierto Osiris por la extrañeza con que encaró siquiera la posibilidad de hubiera fotografiado antes a una homónima suya. Nos habíamos cruzado un día, tres años antes (mucho tiempo antes de ni tan siquiera soñar con algun día escribir en castellano), en plena Calle Serrano: aquí

3 comentarios en “Osiris

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *