ROOMBA

Hace unas semanas que el robot aspirador Roomba 980 llegó a casa y, después de usarla durante este tiempo, puedo deciros que, junto a la lavadora secadora, es sin duda el electrodoméstico que más ha mejorado nuestro día a día en los últimos años. Ya imagináis que con tres niños pequeños en casa, todo es un poco locura y saber que nuestra Roomba se va encargando solita de dejar nuestro suelo libre de polvo, migas, pelusas, etc, está suponiendo una descarga de trabajo brutal. Además, teniendo en cuenta que los peques se pasan el día jugando por los suelos, pues da mucha tranquilidad saber que lo hacen sobre una superficie limpia. Yo pensaba que el hecho de tener dos pisos en casa sería un handicap para este tipo de robots y qué va… ¡Ningún problema! Es más, es genial dejar nuestra Roomba funcionando en el piso que no estamos utilizando en ese momento y así poder seguir con todos nuestros quehaceres sin ni siquiera notar que está trabajando en el otro piso y dejándolo cómo los chorros del oro. ¿Y qué pasa con las escaleras? ¡Pues nada de nada! Cuando el robot detecta un desnivel, se para y da la vuelta sin peligro de caer escaleras abajo y, cuando quiero cambiarla de piso, pues la cojo en brazos (¡No pesa mucho!) y listo.

Además, al ser la última versión lanzada por iRobot, la Roomba 980 incorpora con algunas novedades respeto a sus predecesoras. Cuenta con dos horas de autonomía y, siempre que esté en el mismo piso que su base de carga, vuelve solita a ella cuando acaba su trabajo o cuando necesita recargar su batería. Cuenta con sensores que detectan la suciedad y hacen que el robot vaya directo a limpiarla hasta no dejar ni rastro y, cuando detecta una alfombra, no sólo es capaz de subir por ella sino que, automáticamente incrementa hasta 10 veces su capacidad de succión, para dejar la alfombra en perfecto estado de revista. El sistema de limpieza es totalmente personalizable pudiendo elegir que haga una o dos pasadas y, además, cuenta con el sistema Edge Clean para limpiar bordes y patas. ¡Y funciona! Yo suelo dejar todo recogido antes de que la Roomba se ponga en marcha (cosa que, de paso, nos obliga bastante a mantener un cierto orden que siempre es de agradecer) para que pueda llegar lo mejor posible y, quitando algunos rincones muy pequeños a los que no puede entrar y que luego repaso en un momento con aspiradora de mano, en general se mueve con muchísima libertad por toda la casa y pasa por debajo de la mayoría de los muebles. Las dos balizas que incorpora este modelo nos permiten crear una especie de barreras virtuales para delimitar zonas en la que, por la razón que sea, no queremos que entre el robot.

Y he dejado para el final la función que más me ha flipado de todo y que no es otra que la posibilidad de controlar (e incluso programar!) mi Roomba desde mi Smartphone. Gracias a la app iRobot Home (compatible con iOS y Android) y siempre que el robot y su base estén dentro del alcance de la red Wifi de la casa, es posible arrancar, pausar y terminar el trabajo de nuestra Roomba a través de nuestro móvil desde cualquier parte. Podemos programar su actividad según el día de la semana y, por supuesto, nuestro Robot nos va avisando del trabajo que va haciendo, si se ha quedado atascada en algún punto (no me ha ocurrido todavía), si necesita vaciar el depósito, etc. De esta forma es facilísimo adaptar el funcionamiento de nuestra Roomba a nuestro día a día y que se ponga en marcha automáticamente en los momentos en los que no estamos en casa y que, al volver, encontremos todo limpio limpísimo. ¡Es una pasada! Ya os digo que nosotros hemos alucinado de lo mucho que nos está facilitando el mantenimiento de la limpieza en casa y lo cómodo que resulta el poder programar su actividad según nuestra rutina y, así, casi ni enterarnos del trabajazo que hace nuestra Roomba cada día. Si estáis en la duda de si merece la pena invertir en ella, yo desde luego creo que lo merece Y MUCHO. Espero que os haya servido esta pequeña review de nuestra experiencia y, si tenéis cualquier pregunta al respecto, no dudéis en compartirla conmigo en la sección de comentarios. ¡Un abrazo y feliz finde! :)











5 comentarios en “ROOMBA

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *