CORFÚ

La última escala de nuestro viaje fue la isla de Corfú; un lugar de cuyo encanto me había hablado mucha gente y la verdad es que, por lo que pudimos ver, estoy totalmente de acuerdo con esa opinión. A diferencia del aspecto rústico y encalado de las islas Cícladas como Santorini o Mykonos, Corfú (la mayor de las islas Jónicas) cuenta con una edificación de aspecto señorial y una atmósfera con un punto decadente que en algunas zonas me recordó mucho a Roma y otras ciudades italianas. Aquí la escala también fue bastante corta así que, en lugar de irnos a conocer playas (que, por cierto, me han dicho que son maravillosas y quedan pendientes para otra visita) decidimos pasear tranquilamente en familia por en centro histórico de Corfú. ¡Y qué pasada de bonito! Pese a que nosotros queríamos que viniese con nosotros, esta vez Mateo quiso quedarse en el Kids Club del barco disfrutando de una tarde de actividades superchulas así que, como os daréis cuenta enseguida por las fotos, sus hermanos acapararon todo el protagonismo con sus travesuras y sus monerías <3 También veréis que en el post he incluido una fotillo que le hice a mi madre durante el paseo. Y es que, en realidad, ella ha sido la verdadera protagonista de este viaje familiar con el que hemos celebrado su 60 cumpleaños. ¡Ha sido una pasada vivir esta experiencia todos juntos!























2 comentarios en “CORFÚ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *