Claves para evitar las molestias de las varices en verano

Claves para evitar las molestias de las varices en verano

Llega el verano y todo el mundo quiere estar en forma para lucir un cuerpo bonito en la playa. Empezamos a hacer ejercicio físico, comemos mejor y más sano, pero a veces nuestro estilo de vida sedentario nos juega malas pasadas, formándose las varices.

Las varices generalmente se forman en las piernas y son causadas por una acumulación de sangre en las venas. Dicha acumulación por lo general se ha producido porque las paredes intravenosas son más débiles que de costumbre, reduciendo la circulación de la sangre y creando problemas que en ocasiones superan los estéticos.

El verano trae consigo muchos beneficios para el organismo, pero también puede llegar a producir graves problemas, sobre todo a las personas con varices, ya que el aumento de la temperatura fomenta que las ya dilatadas venas varicosas se abran más, haciendo que empeoren (fuente: Consumer).

Medias de compresión para varices

Uno de los consejos que nos ofrecen los especialistas en circulación y en tratamientos para los vasos capilares, es la utilización de medias de compresión. Cuando se sale a caminar o incluso a correr, la sangre es bombeada a las extremidades inferiores, que son las que, debido al esfuerzo que están realizando, las que necesitan más nutrientes. Este flujo sanguíneo es el habitual, pero cuando una persona tiene vasos capilares, se complica.

Al tener acumularse la sangre en las piernas, se empiezan a notar más cansadas y con menos fuerza, ya que la sangre no vuelve de nuevo al corazón a oxigenarse, sino que se queda estancada. Con las medias de compresión la sangre regresa de nuevo, fomentando una buena circulación, mejorando la sensación del afectado.

Otras claves para reducir molestias

Es cierto que no todo el mundo se siente cómodo llevando unas medias de compresión, y a pesar de que se ha ido innovando año tras año, haciendo modelos más ligeros para el verano, o incluso medias más cortas, hay personas que reúsan su utilización en busca de otras claves que mejoren las molestias de los vasos capilares.

Si el calor va a conseguir que nuestras venas se dilaten, lo que deberemos de buscar en todo momento es lo contrario, el frío. Tendremos que huir en todo momento de la exposición continuada al Sol, como por ejemplo los largos paseos a la luz del día, o tomar el Sol tumbados en la playa, estos gestos no harán otra cosa que incrementar el problema. Si queremos pasear, deberemos de hacerlo en la noche, o cuando el calor del Sol no sea intenso.

Cuando vayamos a ducharnos, aplicaremos agua fría en las piernas, esto conseguirá que las venas se contraigan y la sangre circule más rápido y mejor. También si lo deseamos, existen geles con efecto frío, con los que podrá darse masajes, siempre de abajo hacia arriba, buscando que la sangre se mueva hacia el corazón (fuente: DMedicina).

Se ha comprobado una relación entre las personas que tienen varices con aquellas que sufren sobrepeso, siendo más habitual tenerlas cuando se tiene unos kilos de más y además se sigue una vida sedentaria. Cuando se aumenta de peso, la circulación es más deficiente, y reducir la cantidad de grasa nos supondrá una solución a nuestro problema.

2 comentarios en “Claves para evitar las molestias de las varices en verano

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *