¿Qué es el Gua Sha y por qué todo el mundo habla de él?

Cuando descubras sus beneficios, entenderás por qué

Si eres fan de la belleza, habrás visto esta curiosa piedra en Instagram y Pinterest, pues su nombre es Gua Sha y es el fiel acompañante del rodillo de jade, aquel instrumento que se compone de dos extremos giratorios de diferentes tamaños y formas. ¿Te suena?

Los orígenes del Gua Sha

Esta curiosa piedra suele ser fabricada de jade o de cuarzo aprovechando sus cualidades físicas y proviene de la medicina tradicional asiática (como si no tuviéramos suficiente vicio con su increíble cosmética). Esta pieza no tiene esa forma de corazón solo porque sí, cada zona esta diseñada para masajear específicamente algunas zonas del rostro.

Sus beneficios

Lo que se robó completamente nuestra atención es cómo combate a las arrugas, la flacidez, ojeras y bolsas. ¿A quién no le gustaría olvidarse de todo eso para lucir una piel luminosa y tersa?

Esta piedra no trabaja por sí sola, requiere de una base rica y nutritiva como lo podría ser un aceite facial, un sérum o una crema, es como si fuera un masaje de espalda pero trabajando los músculos y tejidos de la delicada piel del rostro. Ayuda, perfectamente a relajar y a drenar líquidos pasa así lucir un maquillaje digno de red carpet.

masajeador facial gua sha

¿Cómo se usa el Gua Sha?

El uso de la piedra Gua Sha es considerado casi como un ritual debido a la precisión y el tiempo de uso, así que deja un hueco en tu agenda y regálate unos minutos. A pesar de ser una pieza “simple” existen unas reglas básicas que debemos seguir para notar los resultados.

Según la guía de los expertos, esta piedra debe recorrer el rostro en movimientos ascendentes y hacia una sola dirección, es decir, sin ir y venir, como lo veníamos haciendo con el rodillo de jade. Esto es para no irritar la piel y para poder realizar acciones linfáticas en cada trayecto.

masajes faciales
@sarudzai

Comienza con el cuello haciendo movimientos con la parte en forma de corazón del centro hacia la nuca, y siempre hacia arriba. La misma regla aplica para el perfil de la quijada, comienza de la barbilla hacia la oreja. Realiza los mismos movimientos de pómulos a orejas y del extremo superior de los labios hacia las cejas. Para el contorno de ojos, dibuja la línea de la ceja y termina en la sien. En la frente, recorre desde el entrecejo hasta el nacimiento del pelo y, finalmente, para las arrugas de los labios (código de barras), masajea desde el centro del labio, hacia afuera (comisuras).

El objetivo es ir siempre en contra del sentido de las arrugas, intentando plancharlas hacia la parte exterior y/o superior. Realiza todos los movimientos 3 veces de cada lado con la ayuda de un producto untuoso. Será tu rutina facial diaria de 5 minutos, vamos, que al final no es tanto tiempo una vez que le pillas el truco, ¿no?

movimientos ascendentes gua sha

Aprovecha tu Gua Sha al máximo

Si ya quieres ir a otro nivel, aprovecha las cualidades del cuarzo o jade, mete tu piedra Gua Sha 10 minutos antes de su uso a la nevera para ayudar a mantener la temperatura baja por más tiempo durante tu masaje. Prueba usando cremas antiarrugas o ultra-hidratantes y relájate con este ritual de belleza antes de irte a dormir. Una vez que lo pruebes no hay vuelta atrás.