Cómo ser la anfitriona perfecta estas navidades

Perfecta anfitriona Navidad

Llegan las fiestas de Navidad y, además de decorar nuestro hogar con los objetos de decoración navideños más especiales, es momento de atender a nuestros invitados con mayor atención que nunca ya que, sin lugar a dudas, las navidades son la época más mágica y especial del año y es fundamental que todo salga ¡perfecto! Por ello, vamos a darte unas pequeñas y fáciles recomendaciones sobre cómo ser la anfitriona perfecta estas navidades y dejar a tus familiares y amigos absolutamente maravillados.

Tips para ser la mejor anfitriona

1 Lo primero de todo: los invitados

Antes de comenzar a organizar nada, lo primero que hay que hacer es pensar quiénes van a ser tus invitados ese día para así poder planificar bien hasta el más mínimo detalle. No hay que olvidar que recibir gente en casa es un verdadero arte cuyo objetivo principal es que cada persona se sienta como en su propia casa ¡e incluso mejor! Por eso, cuidar todo y organizarlo en torno a la figura de cada invitado es crucial para que la velada sea todo un éxito. Por ello, hay que pararse a analizar quienes van a formar el grupo, cuáles son sus gustos y características propias y poner algún detalle característico propio. Por ejemplo, poner algún alimento característico de su región, cocinar el plato favorito de alguno de ellos o colocar sus rosas favoritas en el centro de la mesa.

2 Tenlo todo preparado con tiempo y puntualidad

Si realmente quieres saber cómo ser la anfitriona perfecta estas navidades, debes tener muy en cuenta la puntualidad. Es decir, tener absolutamente todo listo a la hora que te hayas marcado, desde el orden de la casa, la decoración de la mesa, los aperitivos dispuestos y la cena -o comida- organizada para poder comerla a la hora adecuada. De esta manera, además de no hacer esperar a nadie, podrás recibir y atender a tus invitados al 100% sin tener que estar atenta a otros asuntos.

3 Crea el ambiente decorativo adecuado

Las velas, los candelabros, las luces, el aroma del salón o del comedor (recurriendo a un agradable incienso o perfume para el hogar) e incluso la musica que suene de fondo. Todos estos detalles crearán una atmósfera mágica que invitará a todas las personas a sentirse relajadas y muy a gusto aún cuando quizás no se conozcan entre ellos.

4 Fomenta las conversaciones

Tanto si es un grupo de invitados heterogéneo que no todos se conocían con anterioridad como si sí, uno de los trucos para ser una anfitriona excelente es generar conversaciones y sacar punto en común entre ellos para que interactúen. Así, todo el mundo se sentirá parte del grupo, evitarás silencios incómodos ¡y la cena será mucho más amena y divertida!

5 ¡Y despídeles con mucha elegancia!

Una buena anfitriona debe saber cómo gestionar los tiempos y, en caso necesario, cómo hacerles entender a tus invitados que la velada está llegando a su fin. Ofrecerles una taza de té o café y comentar lo divertida y entrañable que ha sido la noche es una manera elegante de manifestar que deben pensar en marcharse… ¡hasta la siguiente invitación!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.